Buscando el tesoro

Endome…¿Qué?

Hola!

Hoy vengo a hablaros de algo no demasiado bonito, y a lo cual me está costando mucho hacerme a la idea.

La ENDOMETRIOSIS (así con mayúsculas).

Hace unos meses, en un control ecográfico que me hicieron en unas de las clínicas privadas que visitamos, me dijeron que tenía endometriosis.

Endome…¿qué?

Leer más

Capítulo 11. ¿ Y ahora qué?

Ayer se cumplió 1 año de la aprobación del nuevo Protocolo para la Reproducción Humana asistida en Catalunya, y paralelamente, un año desde que Mireia y yo nos embarcáramos en esta aventura hacia la maternidad.  Un año que ha sido intenso en diferentes sentidos. Un año cargado de nuevas emociones y sentimientos. Un año muy largo y poco provechoso.
Os pongo en antecedentes. Después de la tercera IAD, hubo una cuarta, que también resultó ser negativa. Esta última vez he tardado mucho en digerirlo todo,  de ahí que no haya escrito nada hasta el momento.

Teníamos muchas esperanzas en esta cuarta oportunidad, y fue un chasco tremendo que se repitiera el negativa de las anteriores ocasiones.

Leer más

Capítulo 10. A la tercera no va la vencida

A veces a la tercera no va la vencida.

Nosotras teníamos mucha esperanza en que fuera la buena, pero no lo fue.

Y después de 3 IAD fallidas…empiezan a surgir los miedos, las dudas, la frustración…

Soy consciente de que quedarse embarazada no es tan fácil (al menos en todos los casos), pero supongo que una nunca imagina que a ella le vaya a costar.

Al menos yo pensaba eso, pensaba que sería a la primera o a la segunda…pero se ve que no.

Y mes a mes, los ánimos van flaqueando.

Hay días de todo, de esperanza y de ganas de seguir; pero hay momentos duros, y surgen los conflictos en la pareja, porque se genera mucha tensión y estrés.

Pones tanta ilusión en cada intento, que cuando aparece el negativo, te desinflas y te quedas vacía.

Te haces muchas preguntas…¿seré fértil?, ¿funciona este tratamiento?, ¿estamos haciendo algo mal?

Leer más

Capítulo 9. The rise & fall

(Fotografía: La Nuit Photography)

Como la primera IAD fue negativa, con la bajada de la regla, mandamos la siguiente tabla de temperatura basal.

A las 2 semanas volvíamos a tener visita en la clínica para la 2a IAD.

Mientras esperábamos en el pasillo de espera, vimos al doctor que nos atendió en la primera visita, y cuyo nombre no citaré. Pero la verdad, que vivida la mala experiencia con él, no me apetecía que fuera quien nos iba a hacer la inseminación.

¡qué nervios pasamos pensando que iba a ser él!

Así que no imagináis el alivio que sentimos al verlo irse, jajaja.

Me llaman por megafonía:

¡Amando!

Leer más