La “betaespera” es el tiempo que transcurre desde el momento en que os hacen el tratamiento de reproducción asistida,  y el test de embarazo.

Sólo dos semanas.

¿Sólo?

Serán las dos semanas más largas de vuestra vida, sin duda.

Quien no pasa por ello, no lo entiende, pero imaginar que puedes estar creando vida dentro de ti y no poder confirmarlo es muy angustiante.

Lo más positivo de este periodo, es que podemos dedicarlo a mimarnos y a que nos mimen, a mirarnos hacia adentro y disfrutar de los pequeños placeres de la vida.

Con dos betaesperas a nuestras espaldas,  queremos proponeros unos consejillos para superar estos 14 días, sin morir en el intento.

La mayoría de estos consejos, los han compartido con nosotras otras mamis que ya han pasado por la betaespera, y  que nosotras mismas hemos seguido (alguno quizá no, jaja).

Consejos:

1.- Haceros ilusiones, pero con los pies en la tierra.

Creed que estáis embarazadas.

Hay personas que piensan que es mejor no ilusionarse antes de tiempo, pero ¿por qué no? Recordad que los pensamientos positivos, traen cosas positivas.

Si el resultado final es negativo, tomadlo como una nueva oportunidad y no como un fracaso. Todo llega.

2.- No miréis cosas en Internet. Será difícil, pero no imposible.

Leer sobre “síntomas del embarazo” sólo os hará tener todos estos síntomas. Seguro que sentiréis cosas, pero es mejor sentirlas de manera natural y no predisponerse con lo que se lee por ahí.

3.- Escribid un diario.

Anotad lo que vayas sintiendo, vuestras emociones, pensamientos, las ideas que os evoque el sentir que ya estáis creando una vida.

4.- Realizad una rutina de relajación, o al menos dedicad un rato al día a relajaros. Si practicáis yoga o taichi estupendo.

Tumbaros y escuchad música relajante. Meditad, o simplemente sentaros a tomar los rayos del sol y a escuchar los pajaritos.

5.- Haced vida normal, pero intentad evitar el estrés y los esfuerzos físicos.

Los especialistas recomiendan un reposo relativo de 24 horas después del tratamiento. Después podrás llevar un ritmo de vida normal aunque tranquilo.

6.- Caminad. Un paseito diario os distrae, y ayuda al útero a estar más receptivo.

Caminad por vuestro pueblo o ciudad, por algún parque bonito. Y si animáis, un paseo por la montaña, para conectar con la madre tierra.

7.- Haced cosas que os motiven y/o trazad nuevos planes. 

Aprovechad estas semanas, y retomad viejas aficiones.  Lo más importante para no obsesionarse con la fecha del test, es distraerse. Haced cosas que llevabais tiempo sin hacer, ir al cine, cenar fuera…

 8.- Compartid vuestros miedos y sentimientos con la pareja.
Es importante poder compartir lo que sentís entre vosotras. Quizás tu pareja te ayuda a quitarte tensión y te tranquilice.

9.-  ¡No hagáis el test antes de los 14-15 días!

Por experiencia propia, os decimos que no lo hagáis. La impaciencia a veces os superará, ¡pero aguantad!

 

Esperemos que estos consejos os sean de ayuda, si consideráis que nos hemos dejado alguno en el tintero, no dudéis en poneros en contacto con nosotras y lo añadiremos.