Os traemos una nueva entrega de actividades para peques.

En esta etapa la mayoría (si no todos) estarán perfeccionando el arte de andar, y seguro que no pararán quietos ni un segundo. Además, vuestros peques deben estar aumentando su vocabulario a un ritmo desenfrenado.

La bolera en casa. 

Cómo hacerla?

Coloca los bolos juntos y cerca de tu peque. Enséñale cómo tirar la pelota para derribar los bolos y anímale a hacerlo. Celebra los logros de tu peque para ir aumentando su confianza.

Podéis tirar la pelota primero sentados y luego de pie, también podéis ir variando la distancia desde donde lanzar la pelota.

Con qué hacerla?

Puedes hacer los bolos en casa. Necesitarás botellas de agua vacía o cartones de leche, y una gran pelota.

Por qué hacerla?

Con esta actividad ayudas a tu peque a entrenar su coordinación visomotora y entrenar la tolerancia a la frustración.

Cosiendo cordones.

Cómo hacerla?

Coloca a tu peque sentado junto a ti, y con la plancha con agujeros en las manos, muestra cómo se han de pasar los cordones por los agujeros.

Con qué hacerla?

Necesitarás una superficie plana con agujeros. Puedes hacerla con un cartón y realizar unos agujeros por los que puedan pasar los cordones sin dificultad; puedes utilizar los cordones de las zapatillas que tengas por casa.

Por qué hacerla?

Esta actividad ayuda a que tu peque entrene su motricidad fina y la coordinación visomotora. Además incentiva su creatividad e ingenio.

El caminito.

Cómo hacerla?

Prepara un camino a través de diferentes lugares de tu casa. Pasa una cuerda por todo el recorrido; debajo de la mesa, por la puerta, por encima del sofá…Al final del recorrido puedes dejar un premio para que tu peque lo encuentre.

Con qué hacerla?

Necesitarás una cuerda para marcar el recorrido.

Por qué hacerla?

Con esta actividad ayudas a tu peque a desarrollar sus habilidades de planificación motora y la resolución de problemas.

Juego con legumbres.

Cómo hacerla?

Dale a tu peque algunos elementos de cocina, tales como cucharas, embudos, tazas…Pon en una bandeja un par de puñados de legumbres secas (garbanzos, lentejas o arroz o pasta), y deja que tu peque experimente con ellas.

Con qué hacerla?

Necesitarás una bandeja, elementos de cocina (tazas, cucharas, embudos…), y las legumbres.

Por qué hacerla?

Esta actividad ayuda a tu peque en su coordinación bilateral ojo-mano, y a desarrollar su psicomotricidad fina.

Peque-basquet. 

¿Cómo hacerla?

Coloca un cubo (que hará de canasta) en el suelo o en una silla no muy alta. Coge la pelota y lánzala para encestarla en el cubo, anima a tu peque a hacer lo mismo. Podéis ir variando la posición y la altura de la “canasta”.

Con qué hacerla?

Necesitarás un cubo, el de la ropa sucia por ejemplo, y pelotas.

Por qué hacerla?

Con esta actividad tu peque entrena su coordinación óculo-manual y sus habilidades de motricidad gruesa.